lunes, 2 de noviembre de 2015

CUÁNTO y CUÁNDO OFRECER DE COMER A MI BEBÉ?

Hola!! Hay dos preguntas que son muy habituales cuando iniciamos Baby Led Weaning, "Cuánto debo ofrecer de comer a mi bebé y cuantas veces al día?".

Nos preocupamos mucho por saber si nuestro bebé está comiendo la cantidad adecuada o suficiente, así que les daremos unos pasos a seguir para alcanzar nuestro objetivo...

PASO 1 RELAJARSE!!!!!!!

El más importante de todos! Y a la vez el más complicado, porque queremos que los bebés estén sanos, que reciban los nutrientes suficientes y completos pero es cuando tenemos que recordar una norma firme del Baby Led Weaning y de cualquier otra forma de alimentación complementaria, la leche materna o fórmula es su principal alimento durante el primer año; lo demás es COMPLEMENTO, es para aprender, conocer, descubrir, jugar e identificar posibles alergias. La alimentación complementaria no debe ser más del 50%, así que no nos obsesionemos si no come sólidos en un inicio, si tiene su leche lo tiene todo!!.

PASO 2 ALIMENTO NUEVO UNO POR UNO 

Porque se dice esto de uno por uno? Primero que nada y la base es por si en caso de aparecer alguna reacción alérgica siempre será más fácil identificar el alimento responsable que si tenemos una mezcla de cinco verduras y 30 frutas en un triturado Jajajajaja. Otro punto importante es que de esta forma el bebé no recibe de golpe tanta "información" es decir, puede disfrutar de un solo alimento y no acabar fastidiado de ver tanta cosa rara en la bandeja (esto en un inicio, porque luego les encanta!). 

Mi recomendación personal, anotar cada día lo que ofrecemos para mantener un diario de alimentos que nos permita ver que le ha gustado, que no, que le provocó alguna reacción etc. 

El detalle de ofrecer un alimento nuevo tres días no es forzoso que sean consecutivos pero sí que cuando se vuelva ofrecer no se mezcle con otro alimento nuevo hasta que esté introducido, ejemplo:

Día 1: Pan sin sal
Día 2: brócoli 
Día 3: Pan sin sal
Día 4: Pan sin sal
Día 5: Pan sin sal (ya está introducido) y tomate 
Día 6: brócoli 
Día 7: pan sin sal y brócoli 
Día 8: brócoli y tomate 
Y así consecutivamente...

PASO 3 UNA VEZ AL DÍA 
Podemos empezar por una solo tiempo de comida al día, de esta forma tampoco agobiamos al bebé y poco a poco observaremos como él mismo pide aumentar esos tiempos. Como recomendación el desayuno o la merienda son buenos para empezar, además de que así podemos observar con mayor facilidad si aparecen alergias, suelen ser horas en las que los bebés están más receptivos. 

PASO 4 CUÁNTO COMES TÚ? 

Cada persona es un mundo, cada uno con sus gustos, cada uno conoce su cuerpo. Los bebés son personas también y por lo tanto capaces de reconocer cuando su cuerpo dice "basta" o suficiente; cuando notan que no les apetece algún alimento en especial. Sé que nos han metido mucho en la cabeza las cantidades, las famosas hojitas de los pediatras con 120 gr de ternera, una zanahoria, dos patatas y 1/2 puerro!! Qué así deben comer TODOS  los bebés?? La misma comida y la misma cantidad? Trasladémoslo a un adulto, que nos dijeran que todos para comer tenemos que tener un menú generalizado, de determinadas cantidades y alimentos, no suena nada bien verdad? Hay días que no tenemos la misma hambre, que cierto alimento no se nos antoja; está claro que los bebés no puede elegir todo ellos solos, por eso es que nosotros ponemos a su alcance los alimentos saludables pero hasta ahí llega nuestra labor, ellos decidirán si quieren y pueden. Por lo tanto si tú pediatra te dijo que el bebé debe comer una manzana, una pera y un plátano para la merienda y tú bebé se come la mar de a gusto una mandarina, te aseguro estará bien alimentado, no todos comemos lo mismo, porque no todos necesitamos lo mismo.

PASO 5 NUNCA NUNCA NUNCA OBLIGAR

Los aviones en los aeropuertos, las amenazas para los enemigos, las mentiras para quien se las crea, porque tenemos que inventarnos miles de historias para "hacer comer a los bebés". Creo que la mayoría de nosotros tenemos algún alimento en especial que le tenemos aberración y les puedo apostar que es en un 99% de las veces algo que nos obligaban a comer de niños!!! En mi caso eran los guisantes!!! Los tomaba como si fueran píldoras Jajajajaja ahora me gustan pero tarde en comerlos por voluntad propia. Yo no quiero eso para mí bebé, quiero que disfrute de comer, de descubrir, de aprender. Si le permitimos ser independientes en sus gustos y decisiones tendrán una mejor relación con la comida, mucho más sana y que podrán conservar conforme se hagan mayores. Muchas veces parece que quedamos satisfech@s si nuestro bebé se acabo por comer lo que le obligamos entre llantos y enfados, cuando lo que suscrito es que el bebé acabó cediendo para que lo dejáramos en paz, para terminar con ese empecinamiento de mamá y papá. Si nos ponemos en el lugar de nuestro hijo y las personas en las que más confía, quien se supone lo protege y ama, le obligan a comer se cae la red de apoyo que es tan importante en su desarrollo. 

El Niño con problemas de desnutrición tiene características, que creerme, no pasarían desapercibidas para nadie, pero no comparemos cuanto come mi bebé, el tuyo o el de la vecina. 

Paciencia, confianza, perseverancia y respeto, son claves para la crianza de nuestros hijos y esto incluye su acercamiento a la comida. 


Recuerden que estamos en Facebook BLW la aventura, en Twitter @blwlaaventura e Instagram dejamexperimentarblw. También pueden inscribirse al blog para recibir los nuevos post. 







No hay comentarios:

Publicar un comentario